El Tren (Microrrelato)

El Tren

Se quedó sin trabajo, su novia le abandonó y todo parecía ponerse en su contra. Cuando despertó con la boca terriblemente pastosa, después de pasar una noche infernal soñando catástrofes, tenía la sensación de encontrarse como un pez fuera del agua: agonizando.

Evidentemente terminó cogiendo una gran depresión. Deambuló sin rumbo fijo, de un lado para otro, sin saber dónde ir. Los últimos días le dio por pasear en medio de las vías del tren. Largas caminatas sin dejar de preguntarse, ¿si apareciese el tren sería capaz el conductor de pararlo sin atropellarme?

Nunca pudo comprobarlo.

Luis Viadel

Publicado por saltimbanquiclicclic

Tres novelas publicadas, fotografía, pintura, artículos periodísticos, actualidad....

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: